Un final poco conocido

agosto 06, 2009 3 Comments


Es bien sabido que rey y dos alfiles contra rey se gana con facilidad. Menos sencillo es el mate con alfil y caballo contra rey, aunque todo ajedrecista que se precie debe aprenderlo. Rey y dos caballos contra rey es un conocido final de tablas. Sin embargo me he encontrado con buenos jugadores que no saben que existen muchas posiciones de rey y dos caballos contra rey y peón que se pueden ganar.

Hay dos detalles muy importantes para que este último final se pueda ganar: el peón debe estar bloqueado por uno de los caballos y además no debe estar muy avanzado. La técnica no es sencilla. El rey, junto al caballo que no bloquea el peón, deben ir encerrando al rey enemigo hasta llevarlo a una de la esquina (no sirve cualquier esquina). Cuando el rey del bando débil se halla atrapado con tan sólo dos casillas donde mover (la esquina y la casilla de al lado) el caballo que bloquea deberá acercarse para realizar el mate. No es sencillo.

En este enlace encontraréis un simulador donde practicarlo. Como ejemplo os dejo en el siguiente visor una partida en la que mi buen amigo Miguel Ángel Malo vio como el G.M. Rozentalis le aplicaba esta técnica. Miguel Ángel además, cuenta una curiosa historia sobre el final de esta partida, que espero que pueda compartir con todos los lectores del blog dejando un comentario.



Play chess online

Luís Fernández Siles

Entrenador de ajedrez y director de Capakhine, la revista de ajedrez para los niños y sus padres.

3 comentarios:

muy didactico el final, algo que deberia conservarse en algun libro para la posteridad.
saludos

Liberia dijo...

No se si agradecerte este artículo, ya que después de muchos años sigo tomando medicación para poder dormir.Voy a contar brevemente la historia de esta partida .Torneo de Malaga primera ronda defensa francesa ,todo un reto jugar con un especialista de esta variante ,ya que yo también la juego .Después de varias horas de juego y tener ventaja ,pienso que el final es tablas y decido acelerar el resultado ya que la noche anterior en la habitación del hotel un buen amigo me había comentado que este final eran tablas.Curioso que la noche anterior miraramos este final y que al dia siguiente se me diera en la partida.He de decir que para verguenza del abitro y no quiero ofender a nadie,yo reclamé tablas pensando que eran tablas .El arbitro paró el tiempo y consultó y decidió que eran tablas (desconocian este final).Al cabo de 20 minutos, Rozentalis después de analizar y que le mostraran el camino para ganar la partida por parte de varios maestros del torneo,decide reclamar.Y para mi sorpresa deciden después de 30 minutos y trás lo analisis de muchos jugadores seguir la partida.Asi que ese dia empecé la partida con un jugador y terminé con varios. Me queda el consuelo que ...bueno no hay consuelo jeje. Espero que por lo menos sirva para aprender este curioso final.Gracias Luison por abrir viejas heridas jeje Un abrazo.

Luis dijo...

¿Viejas heridas...? Venga Migue...que estás tan feliz de haber salido en la foto.
¡Gracias por la historia y espero que te sigas animando a dejar tus comentarios!