Cuidemos el enroque

octubre 25, 2009 1 Comments

El enroque busca un refugio seguro para el rey, un lugar donde no esté expuesto a las piezas enemigas. Los 3 peones que suelen defender el enroque deben mantenerse en su posición inicial, si es posible, o por lo menos no avanzar en exceso. Los problemas que puede traer consigo el avance de los peones del enroque han quedado plasmados en multitud de partidas, pero la verdad no estamos acostumbrados a verlo en partidas de élite, como la que ha perdido hoy Morozevich, con blancas, frente a Smeets. Sus problemas comenzaron en la posición del diagrama:



Morozevich decidió avanzar el peón a g4 para expulsar al molesto alfil de h5, pero su rey acabó pagando el precio de la debilidad que se creó con ello. Resulta extraño que un jugador de élite tome una decisión como esta.


En el visor podéis ver cómo Smeets castigó la temeridad de Morozevich.





Luís Fernández Siles

Entrenador de ajedrez y director de Capakhine, la revista de ajedrez para los niños y sus padres.

1 comentarios:

gonzalo dijo...

Lo primero felicitarte por dedicar tu tiempo a enseñar a la gente sobre ajedrez Luis y lo segundo ese alfil a mi me causo varios problemas en algunas partidas y lo expulse pero jamas se me ocurrio debilitar el enrroqe como se ve en esa posicion.